Detallaron en el Senado la actualidad del Programa Incluir Salud en Salta 

Invitado por la Comisión de Salud Pública y Seguridad Social del Senado, el Coordinador del Programa Incluir Salud, Dr. Carlos Saravia, ofreció detalles del funcionamiento de ese servicio nacional, qué a través de un convenio con el Ministerio de Salud Pública de la Provincia, brinda servicios sociales y de salud a unos 51.000 afiliados en Salta.

El Programa Incluir Salud, Ex Pami-Profe, ofrece cobertura social a beneficiarios de pensiones no contributivas, en su mayoría discapacitados, personas con enfermedades poco frecuentes y pacientes de una gran variedad de afecciones crónicas, cuyas medicinas, insumos o tratamientos son muy costosos e imposibles de afrontar en forma particular.

En la actualidad, el programa se financia con fondos nacionales y la colaboración provincial, pero debido a la cantidad de demanda y al costo de los tratamientos, los mismos resultan insuficientes para atender todas las necesidades de los beneficiarios, originándose reclamos tanto de pacientes como de prestadores de algunos servicios, que fueron receptados por la comisión de Salud del Senado.

Según datos del coordinador, mensualmente Nación envía unos 25 millones de pesos y el MSP colabora con otros fondos, pero se necesitan unos 85 millones de pesos para poder brindar el servicio en forma adecuada, ya que hoy esa cantidad da un promedio de 280 pesos por mes por beneficiario, dinero que es insuficiente para tratamientos de gran complejidad, explicó.

En ese sentido puso como ejemplos a pacientes de enfermedades poco frecuentes, que requieren por mes medicamentos que en algunos casos cuestan 3 millones de pesos; niños que necesitan sillas de ruedas especiales de elevado costo; o el caso de alrededor de 300 pacientes renales que deben realizarse diálisis tres veces a la semana lo que, junto al transporte a centros especializados, demanda una erogación de 50.000 pesos por mes por persona, con un global de 18 millones de pesos mensuales.

A ello se agregan numerosas prestaciones como provisión de marcapasos, prótesis, anteojos, pago de intervenciones quirúrgicas, tratamientos, alojamientos, etc. 

Tal situación buscará ser subsanada la próxima semana, cuando el Dr. Saravia viaje a Bs. As. para definir con las recientemente asumidas autoridades de la Agencia Nacional de Discapacidad, los términos del nuevo convenio con la provincia, que regirá a partir de marzo, dado que el actual expira el 29 de febrero.

También se avanzará en un proyecto de centralización de compras de medicamentos para poder abaratar costos.

Sobre la deuda del programa, el facultativo explicó que se logró pagar a prestadores los meses de julio, agosto y setiembre, restando solo octubre de 2019, que será abonado la próxima semana, ya que los meses siguientes aún no están en mora.

En tanto, los senadores comprometieron extender a toda la provincia el servicio, que hoy tiene convenio con 44 municipios y a trabajar en la iniciativa de regionalizar las prestaciones entre provincias vecinas.

Los legisladores estuvieron de acuerdo en la necesidad de contar con más servicios de trasplantes, así como de poder acercar el servicio a todos los rincones de la provincia. 

Participaron el presidente de la Comisión, Manuel Pailler, el vicepresidente primero del cuerpo, Mashur Lapad y los senadores Jorge Soto, Carlos Rosso, Walter Aban, Héctor Nolasco, Martín Arjona, Walter Cruz, Dani Nolasco, Sergio Saldaño, Javier Mónico, Alfredo Sanguino y los Secretarios Legislativo, Guillermo López Mirau e Institucional, Daniel Porcelo.